3 de febrero de 2011

Bendecidos para ser bendición

Los miembros de la Sagrada Familia de Burdeos, el 3 de febrero de 1822 celebramos algo más que un mero evento histórico, es un acontecimiento que nos trae frutos que no perecen, una bendición especial, llamada a una alabanza incesante porque “ el Señor ha hecho maravillas y estamos alegres” (Sal 126,3).
Una refle..