21 de mayo de 2010

¡No apagueis el Espíritu!

El Espíritu Santo ya ha venido a nosotr@s, pero quiere seguir viniendo.
El Espíritu Santo nos ha regalado sus dones, pero quiere seguir regalando.
El Espíritu Santo nos ha hecho gustar la Palabra de Jesús,
pero quiere seguir enseñándonos.
El toque del Espíritu convierte el agua en vino. La ley en Evangelio.
Las obligaciones pesadas en cargas suaves.
El pesimismo en esperanza y la tristeza en ilusión.
Cambia las profesiones en vocaciones y la autoridad en servicio.
El toque del Espíritu transforma a las personas en herman@s.

¡El Espíritu te llena de su aliento!

PENTECOST..