5 de julio de 2010

Nuevo Consejo Apostólico

El día 29 de junio, fiesta de S. Pedro y S. Pablo y de nuestro Fundador, en una celebración sencilla en la que participamos los miembros del Consejo entrante y saliente junto con la comunidad de Puente de Duero, ha tenido lugar la Lectura del Decreto para la Instalación del nuevo Consejo.
Manifestaciones de profunda gratitud hacia el servicio prestado a la Provincia por todas y por la disponibilidad para las que continúan y las que empiezan de nuevo.
Todas manifestamos un profundo agradecimiento a la comunidad de Puente de Duero por su desvelo y acogida a todo lo que acontece y se vive en esta comunidad.
Hemos vivido con mucho gozo la cercanía de las comunidades, hermanas y miembros de la Familia de PBN que por diversos medios se han hecho presentes.
En el salmo que juntas hemos recitado se nos hacia una llamada a desear vivir la vida y acoger la luz: "En mis pensamientos y sentimientos, en mis conversaciones y en mis encuentros. Quiero que la centella de la vida encienda todo lo que hago y todo lo que soy".
Señor, quiero tu luz, tu visión, tu punto de vista. Quiero ver las cosas como tú las ves, quiero verlas desde tu horizonte, desde tu ángulo; quiero ver así a las personas y los acontecimientos y la historia de la humanidad y los sucesos de mi vida. Quiero verlo todo con tu luz. Tu LUZ es el don de la fe.
En este momento comienza para todas una nueva etapa de seguir caminando en el proceso de búsqueda y fidelidad a la Misión confiadas en Aquel que nos llamó y sigue llamando cada día.